La práctica del habla.

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

El Trap un género musical que habla, explica y escupe las realidades que se atraviesa en la vida cotidiana, en zonas denominadas “bajas” en referencias económicas.

Los interpretes de este género tratan sobre drogas, violencia y amor, entre sus temas más destacados.

 Este género musical es considerado una forma de expresión, tomando en cuenta su parte comunicacional referida a un público joven que sufre o se conecta con las letras de los temas.

Podemos observar que este nuevo estilo musical tiene determinado ritmo, tiempo y silencios. Estos son los elementos base la oratoria.

De la mano del Trap podemos establecer que la oratoria no es solo para palabras difíciles del diccionario, o gente especializada con estudios avanzados que manejan este arte del habla.

No todos tenemos la habilidad para cantar, pero si podemos entrenar las cualidades para la comunicación cotidiana, laboral o exponencial de ciertos temas.

La oratoria nos demuestra que mientras uno sea conciso y sepa que quiere transmitir puede llegar con su mensaje a un número de personas jamás imaginado.

 Todo se entrena para mejorar con las herramientas adecuadas y poder llegar con nuestro mensaje de la mejor forma a nuestros receptores deseados.

Daniel Prieto Castillo (filosofo argentino, nacido en la ciudad de Mendoza), entiende al receptor como recipiente a llenar, pasivo y sin iniciativas. El concepto de retroalimentación como una solución mágica para entender el proceso, intentando poner al receptor en emisor.

Tomando el ejemplo de Prieto Castillo, debemos investigar los gustos y costumbres de nuestros receptores a persuadir. Encontraremos agrados, disgustos y hasta objetivos futuros casi imposibles de conseguir. Con todos estos elementos debemos formar el mensaje breve, entendible y hasta directo para poder seducir al receptor.

¿Qué es la comunicación?

Comunicación es una palabra derivada del término latino “communicare”, que dignifica “compartir, participar en algo, poner en común”. A través de la comunicación, los seres humanos y los animales comparten información diferente entre sí, haciendo del acto de comunicar una actividad esencial para la vida en la sociedad.

Podemos asegurar distintos hechos de persuasión a lo largo de la historia mundial ya sea por radio, publicidades y hasta movimientos idealistas o religiosos.

Se sabe que es posible la persuasión oral, ya que se puede destacar un hecho muy significativo situándonos en la radio difusión. En el año 1938 Orson Welles (Director, productor, guionista y actor de cine estadounidense), puso el mundo patas arriba al provocar el pánico entre miles de personas logrando convencer que Estados Unidos estaba siendo invadida por un ejército de alienígenas.

Esto fue realizado mediante un radio teatro llamado “La Guerra de los Mundos”. Antes de comenzar a narrar su programa, Welles avisó claramente a sus oyentes: la historia que iban a oír pertenecía al género de ficción. A pesar del anuncio, muchas personas comenzaron a escuchar La Guerra de los Mundos una vez iniciado el programa, lo que desató la histeria del público en las hipotéticas ciudades atacadas por extraterrestres.

 La persuasión tiene fracasos que puede llevar a no ser contundente a todas las personas. Las herramientas de comunicación para poder llegar a la incentivación del mensaje, son a través de la motivación. No todas las personas se las puede estimular con el mismo orden de los recursos como los silencios, los tonos, los efectos, la música, intensidad y volumen. Por esto se tendrá en cuenta distintas determinaciones como: las cualidades de la voz que se utiliza para dar el mensaje y que este penetre en nuestros futuros receptores.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *